Tipos de abonos para marihuana. Elige con criterio

Compartir
  • 3
    Shares

Todo ser vivo necesita alimentarse, y nuestras amadas plantas no son menos. Los seres humanos ingerimos comida para transformar y asimilar nutrientes. Con las plantas de marihuana ocurre lo mismo, el cannabis necesitan de una alimentación completa la cual recibe con abonos o fertilizantes. Para tener una buena cosecha tanto en cantidad como en calidad  será muy aconsejable el uso de abonos y fertilizantes para marihuana  (aportan nutrientes de rápida asimilación) así como el uso de otros complementos que mejoren o aumenten la cualidades de nuestra planta favorita.

Todo esto de los abonos para marihuana puede parecer algo enrevesado, pero veréis como sabiendo unas cuantas cosas lo vais a entender fácilmente y entenderéis mejor todo. Vamos a clasificar los abonos y fertilizantes de una manera fácil para así poder ver mejor cuales son las ventajas de cada producto y como aprovecharlas. También os daremos unos cuantos consejos relacionado con el abonado de las plantas de marihuana.

Existen todo tipo de abonos específicos para marihuana, pero es necesario tener una idea de que nos puede ofrecer cada producto para la nutrición de nuestras plantas. Para entender mejor que nos aportan clasificaremos los abonos en función de unos criterios básicos: Función del abono, medio de cultivo, composición de sus elementos y etapas en las que se deben de usar.

Abonos para marihuana

Clasificación de abonos para marihuana según su función sobre la planta

Abonos base:

Se suelen distinguir en abonos de crecimiento y abonos de floración. Estos suponen la alimentación básica de la planta. Su función es aportar los micro y macro nutrientes básicos en las proporciones correctas en cada fase de la planta. Por eso normalmente hay un abono de crecimiento y otro de floración, ya que las necesidades nutricionales de la planta no son las mismas en cada etapa de la planta. También hay abonos base que son para todo el ciclo (crecimiento y floración). Aunque estos suelen llevar una mezcla que les vale para crecimiento y floración, no suelen ser los más indicados por lo de las necesidades nutricionales en cada fase.

Abonos base para marihuanaPotenciadores y estimuladores:  

Los potenciadores y estimuladores de floración se utilizan para dar un aporte extra en la nutrición de la planta para conseguir un aumento en el número de brotes, en la calidad, en el peso y en el volumen final de los cogollos. Estos productos promueven y mejoran el desarrollo de la planta ganando en rapidez, producción y calidad. Mediante distintas formulaciones estimulan a la planta para que sea capaz de comer más alimento y transformarlo en flores. Existen estimuladores y potenciadores para casi todo; Para inducir la floración con fuerza, el crecimiento de la planta, para aumentar el peso y volumen, la cantidad de resina, etc..

Protectores: 

Los protectores o preventivos son quizás los menos usados y seguramente de los más imprescindibles. Comunmente se les suele llamar insecticidas ya que también actúan por contacto contra ciertos bichos. Estos  ayudan a prevenir o proteger a la planta frente a todo tipo de enfermedades y plagas, activando y estimulando el mismo sistema defensivo de la planta. Hay numerosos productos que te pueden ayudar a controlar una enfermedad o plaga, pero ya tendrás que pelearte con ella, es mucho mejor usar estos preventivos y así evitar que aparezcan. Son muy útiles, una manera muy fácil y barata de asegurar el éxito de un cultivo.

Enzimas: 

De las enzimas siempre digo que son como una batidora y así es. Las encimas se encargan de descomponer en partes más pequeñas los restos de abonos que están en el sustrato o depósito, y dejarlos en una forma más asimilable por las planta. Evitando así la concentración de sales en el sustrato y la zona radicular, consiguiendo que no haya bloqueos de nutrientes y sobrefertilizaciones.

Complementos y vitaminas:

Existen todo tipo de complementos y vitaminas para marihuana como humectantes para mejorar los riegos, ácidos húmicos y ácidos fúlvicos que mejoran las interacciones de la planta con los nutrientes, potenciadores del sabor, proteínas y muchos más complementos diseñados para mejorar aspectos concretos de la planta de marihuana.

 

Abonos para marihuana según el sustrato o medio de cultivo

Para la planta es muy importante el sustrato donde va a pasar toda su vida. Y también lo es para los abonos. Dependiendo del sustrato para marihuana que uses habrá fertilizantes especiales para ese tipo de sustrato y con los que conseguirás mejores resultados.

Cultivos en tierra:

El cultivo en tierra es el mas común entre los cultivadores de marihuana. El cultivo en tierra es muy agradecido y sencillo. Además es capaz de regular los desajustes del pH y amortiguar los desajustes en la temperatura y los excesos de fertilizante. 

Cultivos en coco:

El cultivo en coco requiere del uso de abonos base durante todo el ciclo de la planta ya que es un medio de cultivo inerte, que no contiene alimento. Antes solían venir en una mezcla que tenias que hacer con dos botellas A y B y que te vale para ambas fases de la planta, aunque ya existen abonos de coco de un solo componente pero sin embargo los abonos de un solo componente están diseñados para una sola fase de la planta.

Cultivos hidropónicos – aeroponicos: 

La hidropónia y aeroponía se tratan de cultivos sin suelo, entendiendo el suelo como un elemento vivo que vive en simbiosis con la planta. Aquí se suelen usar fertilizantes minerales por su alta solubilidad y fácil disolución, además no embozan goteros y tubos y se limpia fácilmente. Pero hoy en día están surgiendo más fertilizantes de carácter orgánico y biológico para cultivos estos sistemas que te permiten llevar un cultivo totalmente orgánico.

Abonos para marihuana según su composición:

Dependiendo de la materia prima de la que obtienen los nutrientes y  la manera en que lo extraen, los abonos para marihuana se pueden clasificar en estas 3 clases:

Abonos orgánicos:

Los abonos y fertilizantes orgánicos provienen de elementos basados en formas de carbono o dicho de otra manera son abonos que provienen de alguna forma de vida basada en el carbono. Los cultivos de origen orgánico presentan una calidad superior en los frutos respecto a otros fertilizantes, debido a la gran actividad biológica que generan.

Abonos minerales:

Los abonos minerales provienen de la formación de rocas (sedimentación) que es un proceso natural que ocurre constantemente y en el que los diferentes minerales de la superficie se van formando, los fertilizantes minerales solo podemos encontrarlos en formulas sintetizadas por laboratorios. Las ventajas de utilizar fertilizantes y abonos minerales es que facilitan la disponibilidad de nutrientes a la planta en altas concentraciones.

Abonos orgánicos minerales:

Estos abonos son una mezcla de los 2 primeros, la composición del abono influirá en la cantidad de nutrientes disponibles a la planta y a los sabores de las flores. Normalmente los abonos orgánicos dan mejor calidad y los fertilizantes minerales dan más cantidad. Estos son un intermedio entre los abonos orgánicos y los minerales, reuniendo lo mejor de cada uno.

Abonos para marihuana según la etapa de la planta

Abonos según la etapa del a planta

Se puede mejorar mucho la nutrición de las plantas conociendo las diferentes necesidades de nutrientes según la etapa en la que la planta se encuentra. Las plantas van cambiando constantemente sus preferencias nutritivas a lo largo de su vida, exigiendo más de un tipo de alimentos u otros y dependiendo de la fase en la que se encuentre la planta de marihuana.

Podemos distinguir 2 periodos muy marcados en la vida de la planta de marihuana, el crecimiento y la floración. Pero dentro de estas dos fases la planta hace muchos procesos y entenderlos y darles lo que necesitan nos reportará grandes cosechas de gran calidad.

Enraizamiento: 

La fase de enraizamiento es la primera etapa. Comienza desde la primera semana de vida de la planta, cuando las raíces empiezan a expandirse por el sustrato. Normalmente tras la germinación podrás empezar a añadir estimulador de raíz en tus riegos los cuales irán aumentado en su dosis hasta la llegada de la floración. Un estimulador de raíces conseguirá que aumente el tamaño y número de tus raíces, lo que ayudara a tus plantas a absorber más nutrientes.

Crecimiento:

La fase de crecimiento  comienza cuando a la plántula empieza a desarrollar sus primeros brotes. Normalmente a partir de la 2º semana de la vida de la planta se puede empezar a añadir fertilizantes o abonos de crecimiento hasta la llegada de la floración. Conforme va creciendo la planta sus necesidades de nutrientes van aumentando.En la etapa de crecimiento las plantas consumen mucho Nitrógeno que suele ser el macronutrientes principal en estos abonos.

Prefloración:

La prefloración es una etapa  intermedia entre el crecimiento y la floración, donde la planta se prepara para empezar la floración. Aquí la planta se dedica a pegar su último tirón y empieza a formar las preflores. Durante esta etapa la planta se encuentra entre medias del final del crecimiento y el principio de floración por lo que necesitará aún de ambos nutrientes.  Abonos de crecimiento para aportar el nitrogeno que está gastando y abono de floración para la formación de preflores. También hay fertilizantes como Boost de Canna o Bud Ignitor de Advanced Nutrients que ayudan a acelerar este proceso y a que empieza con más fuerza.

Floración:

La etapa de floración comienza acto seguido tras la prefloración, justo cuando se empiezan a forjar los brotes de los cogollos. Cuando la planta empieza a echar esas cabecillas de alfiler que ya no son solo pelo y empiezan a tener algo de volumen. Durante la fase de floración las necesidades nutricionales de la planta de marihuana son bastante más altas e irán aumentando conforme la planta vaya formando los cogollos. En esta fase, aparte de los típicos abonos de floración, en algunos casos también se empiezan a introducir los estimuladores de floración para una floración potente y abundante. Estos estimuladores normalmente tienen en sus compuestos carbohidratos  y aminoácidos que mejoran la calidad y principios activos de la planta.

Engorde:

A mitad de la floración, cuando los cogollos ya están formados (3º o 4º semana de floración), estos empiezan a centrarse en rellenar los cogollos y compactarse. Este es el momento perfecto para añadir un potenciador de engorde o potenciador de cogollos para que ayude a los cogollos a engordar. Estos potenciadores de floración suelen tener una concentración muy alta de Fósforo y Potasio (PK) además de otros elementos.

Finalizadores de cosecha: 

Antes de cortar nuestras plantas es importante darles un periodo de limpieza. Aquí solo se les echa agua con el ph ajustado para obligar obligar a la planta a gastar sus reservas de fertilizantes. Así nos aseguramos de que no queda ningún resto de fertilizante en la planta y nuestros cogollos y el sabor de la marihuana será el mejor posiblePues también hay productos que te ayudan a limpiar el sutrato y la planta, como Flawless Finish de Advanced Nutrients o el Final Flush de Grotek.

Además también hay finalizadores de cosecha como el Ripen de GHE o el Finale de VitaLink que ayudan a las plantas a madurar al mismo tiempo. Esto es genial en cultivos de interior donde se juntan muchas plantas y no todas acaban al mismo tiempo. Estos finalizadores mandan una señal a la planta de que está acabando su ciclo y estas se afanan en terminar de madurar, consiguiendo así una cosecha homogénea en cultivos de interior.

También se pueden usar enzimas  para que ayuden a descomponer nutrientes en la raíz y el sustrato para que sean más fácil de absorber por la planta y limpiar con los riegos. Además este magnífico producto se puede usar durante casi todo el ciclo de vida de la planta, con el te aseguraras de que no se vayan acumulando sales en las raíces y el sustrato que la planta no pueda absorber.

 

 

Macronutrientes NPKMacronutrientes (N-P-K)

Habitualmente cuando vas buscando abonos y fertilizantes te encontrarás con lo que llamamos la escala N-P-K . Nitrógeno (N), fósforo (P) y potasio(K), junto a estas siglas suele venir unos números que indican la proporción de macronutrientes que tiene cada fertilizante o abono contiene.

Ten cuidado con estas cifras y no te dejes engañar por esos números, estos números indican una proporción o porcentaje, no muestran ni la concentración ni la eficacia de esos nutrientes.

 

 

 

Micronutrientes

Micronutrientes

Los micronutrientes son esenciales para la formación de clorofila y enzimas. Los micronutrientes deben estar presentes en cantidades muy pequeñas.

Los micronutrientes funcionan como catalizadores de los procesos enzimáticos y ayudan a la activación celular.

Los micronutrientes son Hierro (Fe),Zinc (Zn), Manganeso (Mn), Boro (B), Cloro (Cl), Molibdeno (Mo), Cobre (Cu) y suelen venir ya incorporados en sustratos y abonos, por lo cual no es necesario utilizarlos al menos que se observe alguna carencia.

 

 

La importancia del pH para los nutrientes.

El control del pH en los riegos es una condición básica para conseguir la máxima absorción de nutrientes. La marihuana necesita de un pH entre 5.8 y 6.5 para que se capaz de absorber todos esos nutrientes. Si no controlas el pH corres el riesgo de que mucho del fertilizante o abono que uses nunca pueda ser absorbido por la planta. Controlarlo es muy fácil con los medidores de pH. Estos te dicen el nivel de pH y nosotros solo tenemos que corregir el pHTabla de valores de absorción segun el pH

 

Algunos consejos sobre abonos para marihuana y su uso.

¿Abonar en crecimiento o solo en floración?

Es mucha la gente que no abona su planta durante el crecimiento, pero que después vienen corriendo con la aparición de los primeros pelos para abonar y potenciar en floración. ERROR. 
Una frase muy extendida en el mundo del campo es que “sin mata no hay patata” y se extrapola como que si no haces un buen crecimiento, no esperes milagros en floración. Para una buena floración la planta debe haber sido preparada para ello durante la fase de crecimiento. Necesitará un buen sistema radicular capaz de absorber la máxima cantidad de nutrientes y una buena estructura capaz de soportar el peso de los cogollos.

La nutrición de la planta empieza desde que nace y acaba con la fase de limpieza de raíces al final de floración.

Mezclas de nutrientes

Mucha gente pregunta si se pueden mezclar nutrientes de diferentes gamas, la respuesta es que si pero hay que tener cuidado. Cada abono tiene una composición diferente, pueden reaccionar químicamente entre ellos produciendo bloqueos en la absorción de nutrientes u otros problemas como pueden ser la sobrefertilización por duplicación de nutrientes o microbiología.
Cada marca de abonos y fertilizantes tiene una composición, proporción y eficacia diferentes. Y cada fertilizante está diseñado para mezclarlo con fertilizantes de su misma gama, complementando la nutrición de la planta que ellos han diseñado. Quiero decir, que todos usan NPK por ejemplo, pero lo reparten de manera distinta entre los diferentes abonos de su gama.

Dosificaciones

Más es menos. No seas bestia, mide y haz caso al fabricante. Ten en cuenta que una sobre-fertilización daña a la planta y tarda tiempo en recuperarse, mientras que una carencia se arregla fácilmente aportando más abono o un nutriente en concreto.

Las tablas de cultivo aconsejan fertilizar cada semana. Pero durante la semana podrás regar varias veces y si haces todos los riegos con abono seguramente acabaran apareciendo excesos de fertilización. Una buena práctica es combinar los riegos de fertilizante con riegos de solo agua a pH 6.5, asi limpiamos el residuo sobrante de cada riego y no dejamos que se acumule en el sustrato.

Cada marca de abonos tiene una composición, proporción y eficacia diferentes,. Para no tener ningún fallo en la nutrición de las plantas, los fabricantes entregan unas dosificaciones seguras para cada fecha de la vida de la planta en sus tablas de cultivo.

Controla la EC del agua de riego

Muchos cultivadores utilizan medidores de electroconductividad (EC) para controlar la cantidad de sales minerales o la cantidad de fertilizante que se encuentra disuelto en el agua a la perfección. De esta manera pueden aumentar o disminuir, aumentar normalmente, la concentración de fertilizantes en el agua de riego de forma segura y productiva.

 

 

 

 

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.